La conspiración de las democracias en el sistema NOM.

28/06/2017 —  REDACCION de AlertaDigital.com | 4134 lecturas

Por Laureano Benítez Grande-Caballero.- Es una realidad ontológica indiscutible que el ser humano tiene una naturaleza corruptible y corruptora, con la cual contamina, vicia y pervierte todas las actividades que crea o en las que interviene desde la religión a la economía, desde el arte hasta el medio ambiente, desde la política hasta la ciencia.

Entre estos ámbitos debería ser humano destaca sobremanera el político, ya que la principal lacra de la política ha sido siempre la atávica corrupción que la ha envilecido desde el comienzo de los tiempos, pues el poder que otorga a personajes corruptibles hace que estos lo utilicen para el medro personal.

Sin embargo, creímos que con el invento de la democracia habíamos alcanzado una Arcadia feliz y numinosa que garantizaría los derechos de los ciudadanos, un sistema político virtuoso que, al menos, garantizaba que los corruptos pudieran rendir cuentas de su actuación ante el pueblo, que los podría someter al ostracismo o a la cárcel.

Evidentemente, estos mecanismos no han sido muy eficaces y operativos. Pero, con todo, lo más trágico de la democracia no es que haya políticos corruptos, sino que el mismo sistema democrático presenta una naturaleza profundamente corrompida desde su mismo ADN fundacional, un conjunto de características que echa abajo estrepitosamente el mito mesiánico que siempre se le atribuyó históricamente. Mito asentado sobre el postulado de que, aun con sus carencias y corruptelas, es el mejor sistema político posible. Como decía Churchill, «La democracia es el peor de todos los sistemas políticos, con excepción de todos los sistemas políticos restantes».

Desde que aparecieron en Europa las primeras Cartas Magnas con las que la burguesía limitaba los poderes monárquicos, se fue gestando en el pensamiento europeo el mito de que la democracia era el mejor de los sistemas políticos, porque era el único que garantizaba el libre ejercicio de los derechos de los ciudadanos. Esta mitificación llegó a convertirse en una divinización con las revoluciones liberales burguesas inauguradas en Francia, donde cristalizaron los tres mandamientos de libertad, igualdad y fraternidad, incubados en las logias para oponerse a la trilogía del Antiguo Régimen: la libertad se contraponía a Dios; la idea de fraternidad reemplazaba a la Patria, y la igualdad se enfrentaba con la realeza.

Realmente, la democracia empezó siendo una pura realidad virtual desde su mismo nacimiento en la antigua Grecia, ya que los derechos democráticos eran posesión únicamente de un reducido núcleo de ciudadanos, en una sociedad fuertemente marcada por el clasismo y el esclavismo, hasta el punto de que el mismo Platón, en su obra «La República» defiende un modelo ideal de estado que recuerda mucho a la sociedad distópica dictatorial novelada por George Orwell, pues para el filósofo griego la «polis» debe estar regida por una aristocracia de filósofos que deben someter a un control totalitario a la clase inferior de los trabajadores manuales, con un despotismo tan absoluto que, más que de clases, habría que hablar de verdaderas castas.

«No habrá mi querido Glaucón, disminución de los males que desolan los Estados, ni siquiera de los que afectan al género humano, a menos que los filósofos sean reyes de los Estados, o que los que ahora se dicen reyes y soberanos pasen a ser verdaderos y serios filósofos, y se vean reunidas en los mismos hombres la potencia política y la filosofía, junto con una ley rigurosa que aparte de los asuntos públicos a la gran cantidad de hombres cuyo talento les lleva a dedicarse a una o a otra cosa exclusivamente; antes de todo esto la constitución que idealmente acabamos de trazar, en la medida que sea realizable, no nacerá, ni verá la luz del día».

La democracia es fruto de un liberalismo inventado por la burguesía, pero, lejos de responder a un auténtico deseo de otorgar a los ciudadanos derechos y libertades, es más bien fruto de una conspiración urdida en cenáculos y conventículos donde conspiran plutócratas e hierofantes iniciáticos, que pretenden imponer su dictadura globalista con la excusa de la defensa de los derechos del hombre. En otras palabras: la verdadera esencia, la misión histórica de las democracias es servir a la bestia del NOM.

Es muy sencillo de explicar, ya que, en el fondo, toda democracia en un sistema de gobierno global, basado en la «regla de oro» que afirma que «una persona, un voto». Aparentemente, esta máxima de los sistemas liberales responde a la estricta justicia, pues asegura a todos los ciudadanos el mismo derecho al sufragio, y responde al sagrado principio de la igualdad. Pero, examinada atentamente, enseguida salen a la luz sus tremendas contradicciones.

En efecto, según esa regla en apariencia tan democrática de igualitaria, vale igual el voto de una persona bien formada y educada, que el de una persona ignorante, de muy baja formación y educación, que no tiene ni idea de lo que está votando. No hay que ser un politólogo para saber que, por ejemplo, el voto de una persona de 18 años que ni estudia ni trabaja es muy difícil que tenga el mismo grado de conocimiento que el de una persona con estudios, de más edad, y con más experiencia de la vida. En general, el nivel de conocimiento político de las masas suele ser ínfimo respecto al mundo perteneciente a la «res pública», por lo cual resulta muy difícil dar una verdadera legitimidad a los representantes que votan, o a las leyes que refrendan.

Hay muchas frases que inciden sobre esta realidad. Según decía Churchill, «el mejor argumento contra la democracia es mantener una conversación de cinco minutos con un votante medio». Algo parecido insinuaba Henry-Louis Mencken al afirmar que «la democracia es una creencia patética en la sabiduría colectiva de la ignorancia individual». Y podemos citar también una genial frase del corrosivo Bernard Shaw: «La democracia es el nombramiento de una minoría corrompida, por la elección hecha merced a una mayoría incompetente».

¿Qué tiene que ver esto con una conspiración por el gobierno mundial? Pues, si partimos del hecho de que la práctica totalidad de los medios de comunicación de las democracias están en manos de un reducido círculo de jerarcas mundialistas, que los usan como correa de transmisión de sus perniciosas ideologías globalistas a través de gigantescas campañas de lavado de cerebro de las masas ignorantes y aborregadas, hasta el punto de que pueden hacer que sus rebaños piensen, digan y hagan lo que a ellos les viene en gana, el corolario perverso de esta realidad es que pueden poner y quitar gobernantes a su libre albedrío, usando la sencilla herramienta de promocionar a los partidos y candidatos que van a ser más fácilmente manejados por sus malignas maquinaciones, aquellos que van a poder marionetear a su antojo. Como hemos visto con Podemos y con Macron, basta una agresiva campaña publicitaria en los medios de comunicación para elevar al Olimpo del poder a quienes ellos desean.

Como decía Ambrose Bierce, «el elector goza del sagrado privilegio de votar por un candidato que eligieron otros».

Si una persona es un voto, y la inmensa mayoría de quienes votan en los regímenes democráticos pertenecen a los rebaños aborregados de ignorantes que se limitan a seguir las consignas que marcan los medios de comunicación que sirven al NOM, el voto de esas mayorías ignorantes se impone siempre al de las minorías bien informadas. En conclusión, la democracia es el sistema político que más conviene a los gerifaltes del globalismo, pues les asegura que jamás van a llegar al poder esas minorías de ilustrados conscientes de sus manejos que podrían oponerse a sus designios.

No, hace mucho que ya no quedan filósofos, ni sabios que puedan gobernar con sabiduría a los pueblos ―Gandhi fue el primero, y el único―. Platón urdió una república imposible, una utopía legendaria, una quimera irrealizable, ya que, en vez de sabios y filósofos, hoy somos gobernados ―como lo hemos sido siempre― por una banda de plutócratas, de jerarcas ensortijados, de gerifaltes implacablemente mundialistas, que conspiran, junto con los gurús de las sectas iniciáticas, por llevarnos a «un mundo feliz» para ellos.

Junto a este cáncer genético de la democracia, hay otras metástasis, graves y numerosas. Una de ellas es que la palabra «democracia» ha sufrido un acelerado proceso de putrefacción debido a que, en los tiempos que vivimos, sometidos a un implacable abuso informativo a través de los medios de comunicación, el concepto de «democracia», a fuerza de ser repetido y esgrimido por personajes corruptos, hipócritas e ineptos, ha pasado a desvirtuarse hasta tal punto que, no sólo se han vaciado de contenido, sino que han venido a representar justo lo contrario de lo que en un comienzo significaban.

Por ejemplo, la democracia llega al culmen de su corrupción cuando su «libertad de expresión» se usa como pretexto para silbar el himno nacional, para quemar nuestra bandera, para legitimar las blasfemias, lo mismo que para justificar las amenazas y apaleamientos vandálicos a quien nos cae mal, a través de agresivos tuits, escraches, y asaltos.

«Democracia» que también considera que ―por aquello de los «derechos humanos»― debemos destinar una parte de nuestros impuestos a sostener a los inmigrantes ilegales, en vez de sostener a la población autóctona necesitada.

Así, aunque en un comienzo la democracia aparecía revestida de una aureola de perfección y grandeza, no sólo ha perdido ya su magia y sus destellos casi divinos, no sólo ha pasado a ser un estereotipo hueco y acartonado, sino que su corrupción endógena la ha transmutado en un ámbito de putrefacción absoluta, cuyo hedor llega a Marte.

Y el colmo de su degradación y perversión es ver a la palabra «democracia» continuamente en la boca de personajes impresentables, de rasputines y lenines de tres al cuarto que la usan como bandera, mientras sus actividades y su ideología apuntan claramente a dictaduras bananeras y a octubre rojos.

Cada vez que escucho escupir la palabra, de acuerdo de lo que decía Woody Allen: «Cada vez que escucho a Wagner, me dan ganas de invadir Polonia». Pues también a mi me dan ganas de invadir algo, algo que ustedes se podrán imaginar.

En Polonia empezó la Segunda Guerra Mundial… y es un hecho evidente que la mafia globalista ha invadido España con sus hordas luciferinas, usando nuestra Patria como campo de experimentación de sus armas destructivas.

Pues bien, adivinen cuál guerra ha empezado con la invasión de nuestra Patria.

Es lo que le sucede a la palabra «democracia», que cada vez que la oigo en la boca de algún político impresentable ―y no quiero señalar a nadie― me produce tal estupor e indignación, que, como diría Woody Allen― me dan ganas de invadir Polonia, o uno de esos chiringuitos de Mojácar donde suele veranear algún que otro politicastro con ínfulas mesiánicas.

Sin embargo, para ser más exactos, el término «democracia» no se ha degradado y corrompido con el uso y el abuso, ya que la realidad política que esconde está viciada desde su mismo origen, pues la profunda corrupción que atesora está inscrita en su mismo ADN fundacional.

 

 
 

Comentarios

21 comentarios en “La conspiración de las democracias en el sistema NOM”

 
 
Notifícame de
 
 
avatar
 
 

Ordenar por:   el más nuevo | el más antiguo | el más votado
Crápula
Crápula
28/06/2017 18:27
 
Usted Sr Laureano benítez Grande-Caballero ha descrito magistralmente lo que un servidor con su modesta formación viene denunciando desde hace años: Las democracias tal y como las conocemos son el enemigo a batir. Que cada cual piense en la mejor manera de sustituirlas. Yo ni tengo formación ni conocimientos para recomendar una alternativa capaz de afrontar los graves problemas en los que nos han sumido estas mafias mundialistas. Pero de lo que estoy seguro es de que o terminamos con ellas o ellas lo harán con nosotros. Las evidencias son muchas y muy claras. Van a por nosotros y nuestra… Leer más »
 
 
Slovakia
Slovakia
28/06/2017 19:51
 

En mi pueblo señor Crápula eso se dice:
“Rebelión o Muerte”

 
 
Pacón
Pacón
28/06/2017 19:03
 
En España realmente sólo hemos tenido esta democracia, por llamarla de alguna manera, pero estaba visto que, tarde o temprano y por desgracia, iba a terminar por volver a poner en valor aquella frase de José Antonio que dice: Bienvenidos los tiempos difíciles porque ellos harán la depuración de los cobardes. En mi opinión, la democracia aquí no ha sido más que una excusa para los hampones democráticos, otra palabra vacía de contenido servida por los políticos, pero como siempre llena de sorpresas y conflictos para los españoles. Ya en tiempos de Franco alguien acuñó, en pura ironía, una frase… Leer más »
 
 
el frances
el frances
28/06/2017 18:41
 

La elección de Macron ,que después de ser ministro del impresentable Holande y diciendo ser al mismo tiempo de derechas y de izquierdas. o todo lo contrario, es la demostración en vivo de que con dinero y con los medios de manipulación apesebrados a su favor, siempre encuentras la masa critica de “tontos útiles ” que te permiten seguir con la PARASITOCRACIA PIRAMIDAL MASÓNICO SATÁNICA .
Hay un vídeo que lo evidencia en youtube sobre el ridículo de los electores y seguidistas de este servidor del sistema.

 
 
Alarico
Alarico
28/06/2017 20:28
 
Felicidades por este nuevo y soberbio análisis acerca de la perversión del concepto “democracia” desde sus orígenes hasta alcanzar el grado de putrefacción actual. Si tomamos como referencia los sistemas totalitarios como las diversas variantes de comunismo, marxismo y socislismo, vemos como las élites o jerarcas comunistas son los que dirigen y pastores al rebaño dócil y lobotomizado, hasta tal punto que la oveja que suelta un válido de protesta al resto de la manada no necesita de lobos (comisarios políticos) para repararla (exterminarlos)ya que son las mismas ovejas las que la expulsan del redil. Eso es lo que está… Leer más »
 
 
Max
Max
28/06/2017 21:08
 
El sufragio o democracia tal y como se demuestra hoy en día es una farsa, los ciudadanos por ejemplo eligen una opción, un gobierno con mayoría absoluta por hartazgo del anterior gobierno que ha hundido la economía y medio la nación, después el elegido para que cambie las cosas, estoy pensando en Rajoy, sigue letra por letra el plan del gobierno anterior,incluso en lo económico subiendo más aún los impuestos, apoyando todo el plan del anterior con la ETA (puso el grito en el cielo cuando Zapatero legalizo sus partidos, después el apoyó lo mismo), dando billones a la secesión… Leer más »
 
 
Miguel
Miguel
28/06/2017 19:02
 

Exactamente los demócratas globalistas controladores de las mAsas, lo que más temen es a la Inteligencia con mayúsculas y de ahí el constante bombardeo publicitario de banales valores Sociales. Los romanos ya marcaron un principio: “al pueblo, pan y circo.

 
 
tururu
tururu
28/06/2017 22:55
 
Buenas noches, yo este articulo lo enmarcaba la verdad, es una vergüenza lo que se vive hoy día en el mundo en general, estoy convencido que quieren crear una sociedad tipo 1984, o directamente nos toman por g….s , lo de macron por ejemplo es no tener ideario político ni vergüenza ni nada, algo así como aquí cuando se ponen a cantar la internacional puño en alto todos mas pijos que snoopy como dijo un periodista de una sociata en Asturias, el caso es que la gente se lo cree, estamos tan adoctrinados que franco(no lo vivi, pero he leído… Leer más »
 
 
Requiario
Requiario
28/06/2017 21:03
 

La masonería, la organización menos democrática que se conoce ha cocinado todas las democracias existentes. No necesito decir más.

Aún estoy esperando que Apple haga una votación entre sus cientos de miles de empleados para elegir al sustituto de Jobs.

La Iglesia, la organización más perfecta y eficiente hasta hace unas décadas (con sus defectos por estar gobernada por personas, no es una democracia, aunque sus enemigos hagan todo lo posible por volverla una, para poderla manipular más a gusto.

 
 
Fieles al 18 de Julio,y bajo las mismas banderas
Fieles al 18 de Julio,y bajo las mismas banderas
28/06/2017 18:32
 
La enciclopedia y el liberalismo faltos de principios morales,pusieron las libertades del hombre por encima del bien común ,y es aquí donde se haya la fisura de los cimientos sobre los que se edifico la torre de babel,en nombre de la libertad se consagro la dominación del hombre sobre el hombre,y se considero al obrero como una mercancía sujeta a la ley de la oferta y la demanda,así se consideran las libertades para dañar el bien común como una conquista de la libertad,a la vez que se considera el impedir que ese daño se produzca como un atentado a la… Leer más »
 
 
Ignacio
Ignacio
Hoy 1:05
 

Lo mejor que he leído sobre la democracia fue un incidente en una embajada en París cuando un redomado demócrata al ver al insigne y genial Agustin de Foxa le provocó de forma saducea hasta que don Agustín lo saco de quicio y le dijo yo moriría por la democracia a lo que don Agustín le contestó que eso era como morir por el sistema métrico decimal. Yo diga que es una forma de gobierno para los mediocres y corruptos. Como la tecnocracia de Franco nada, yo lo viví.

 
 
Max
Max
28/06/2017 21:38
 
Y sí, es muy cierto, el NOM es el gobierno de la Bestia, de Lucifer, Baal, Satán, Apolo, Shemihaza, Azazel o como se quiera llamar (será por nombres), las huestes del inframundo, condenadas allí hace ha por su horror (lease Libro de Enoc, se podría llamar la caida de la Atlántida), es algo muy difícil de demostrar y suena a completa conspiranoia, bueno, ya veremos. Sólo se puede llegar a ello de 2 formas, una leyendo lo que publican los masones (ellos no creen en privado en lo que propagan en público, los supuestos ateos, no lo son, tienen la… Leer más »
 
 
Templar Rebel
Templar Rebel
28/06/2017 23:22
 

Ricardo Kalergi se debe estar frotando las manos en el más allá, pues todo está saliendo tal y como él lo había planeando… El mundo se desmorona, camaradas, y se desmorona por nuestra culpa.

 
 
abel
abel
Hoy 10:15
 

es todo tan grotesco,está todo tan podrido,el Nom,invasión kalergi,los grupos de presión gays,los medios de comunicación,los partidos políticos,las onegés,están decididos a terminar con las naciones,su cultura y tradiciones,esto sólo puede terminar muy mal

 
 
SapoCancionero
SapoCancionero
28/06/2017 23:13
 

Sensacional su artículo, Don Laureano. Pero no estoy de acuerdo en lo de que el hombre corrompe todo

 
 
España Arriba
España Arriba
28/06/2017 21:29
 
 
 
Frédéric
Frédéric
28/06/2017 18:33
 
 
 
PATRIOTA
PATRIOTA
28/06/2017 19:33
 
El día 24 se cumplieron 300 años de la fundación de la masonería especulativa, infausto día, pues de ella y de la reforma que es hija y de la nieta de esta el comunismo, ha salido el cóctel que adormece y pudre a la patría. Hasta el momento todo el sistema NOM lleva ventaja, pero esa ventaja a mi juicio es relativa, pues hasta que no entren en las conciencias y lleven claramente su plan luciferino, hasta hora se vislumbra y se ejecuta, pero no es claro para la mayoría que está a lo suyo, a mi juicio hay un… Leer más »
 
 
MITRA
MITRA
Hoy 18:18
 

FELICIDADES POR EL ARTÍCULO….. LO HAS CLAVADO !!!

 
 
Juan A.
Juan A.
28/06/2017 20:03
 

Habacuc se queja de injusticia
1 La profecía que vio el profeta Habacuc. 2¿Hasta cuándo, oh Jehová, clamaré, y no oirás; y daré voces a ti a causa de la violencia, y no salvarás? 3¿Por qué me haces ver iniquidad, y haces que vea molestia? Destrucción y violencia están delante de mí, y pleito y contienda se levantan. 4 Por lo cual la ley es debilitada, y el juicio no sale según la verdad; por cuanto el impío asedia al justo, por eso sale torcida la justicia.

Twitter Digg Delicious Stumbleupon Technorati Facebook Email

Sobre Para Mayor Gloria de Dios, El Siervo de Dios

Experto en Informática y en Bioquímica y Biología Molecular.

No hay comentarios aún. ¡Sea el primero en dejar un comentario!

Dejar un comentario